Blogia
Hipotiroidismo Hashimoto

LH (HORMONA LUTEINIZANTE)

La hormona luteinizante (LH) o luteoestimulante, también llamada lutropina, es una hormona gonadotrópica de naturaleza glicoproteica que, al igual que la hormona foliculoestimulante o FSH, es producida por el lóbulo anterior de la hipófisis ó pituitaria.[1] En el hombre es la proteína que regula la secreción de testosterona, actuando sobre las células de Leydig, en los testículos y en la mujer controla la maduración de los folículos, la ovulación, la iniciación del cuerpo lúteo y la secreción de progesterona.[2] La LH estimula la ovulación femenina y la producción de testosterona masculina.

Estructura 

La LH es una glucoproteína dimérica, es decir, con dos unidades polipeptídicas, en la que cada unidad es una molécula de proteína con una azucar unida a ella. Su estructura es similar a la de otras glucoproteínas—FSH, TSH, hCG—en la que cada polipéptido recibe el nombre de alfa (α) y beta (β) y están conectadas una a la otra por enlaces disulfuro.[3]

  • La unidad alfa de la LH, FSH, TSH, y hCG son idénticas, y contienen 92 aminoácidos.
  • La unidad beta, varía: la LH tiene una unidad beta con 121 aminoácidos y le confiere su función biológica específica por lo que es responsable pof la interacción de la hormona con su receptor celular. La unidad beta de esta hormona tiene la misma secuencia de aminoácidos que la hormona hCG, y comparten el mismo receptor, sin embargo, la β-hCG contiene 24 aminoácidos adicionales y difiere de la LH en su composición de azúcares.

La diferencia en la composición de los oligosacáridos afecta la bioactividad y la velocidad de degradación. La vida media biológica de la LG es de 20 minutos, mucho más corta que la vida media de 3-4 horas de la FSH o las 24 horas de la hCG.

Genes 

El gen de la αLH está localizada en el cromosoma 6q12.21. El gen de la βLH está a su vez localizada en un acúmulo de genes llamado LHB/CGB en el cromosoma 19q13.32. En contraste con la actividad genética de la unidad alfa, la βLH tiene su actividad genética restringida a las células gonadotrópicas de la hipófisis anterior. Es regulada por la Hormona liberadora de gonadotrofinas en el hipotálamo. La producción de la βLH no está afectada por la inhibina, activina o las hormonas sexuales.

Función 

En conjunto con otras gonadotropinas de la hipófisis, la hormona luteinizante es necesaria para funciones reproductivas de mamíferos, tanto en el macho como en la hembra. La liberación de LH de la glándula hipófisis es regulada por la producción pulsátil de la hormona liberadora de gonadotropinas (GnRH) proveniente del hipotálamo.[4] Estos impulsos a su vez, están sujetos a la retroalimentación del estrógeno proveniente de las gónadas.

En la mujer 

Tiene un papel importante en el proceso de la ovulación.[1] Su acción se manifiesta sobre las células de la granulosa del folículo De Graaf del ovario. Para el momento de la menstruación, la FSH inicia el crecimiento folicular en el ovario,[4] específicamente afectando a las células granulosas. Con la elevación de los estrógenos, se comienza la expresión de receptores para la LH sobre los folículos en desarrollo, los cuales empiezan a sintetizar una creciente cantidad de estradiol. Eventualmente, para el tiempo de la maduración del folículo, los niveles de estrógeno conlleva—por medio de la participación del hipotálamo—al efecto de retroalimentación positiva, con la liberación continua de LH durante un período de 24-48 horas. La LH induce la secreción rápida de hormonas esteroideas foliculares, que incluyen una pequeña cantidad de progesterona—para la preparación del endometrio para una posible implantación—lo que hace que el folículo se rompa y se transforme en el cuerpo lúteo residual y, por tanto, se produzca la expulsión del óvulo. La LH es necesaria para mantener la función del cuerpo lúteo en las primeras dos semanas. En caso de un embarazo, la función lútea continuará siendo mantenida por la acción de la hCG proveniente del recientemente establecido embarazo.[4] La LH mantiene también a las células tecales del ovario con el fin de producir andrógenos y precursores hormonales para la producción de estradiol.

En el hombre

En el hombre, la hormona luteinizante lleva el nombre de Hormona Estimulande de las Células Intersticiales,[5] estimula a las células de Leydig en la producción de testosterona, la cual ejerce funciones endocrinas e intratesticulares, tales como la espermatogénesis.

Niveles normales 

Los niveles de la hormona luteinizante son altos en el momento del nacimiento por unos pocos meses y están normalmente bajas durante la infancia hasta la pubertad,[4] y en las mujeres pasadas de la menopausia. Durante los años reproductivos, los valores típicos están entre 5-20 mIU/ml.[1] Los niveles fisiológicos altos de LH se ven durante las subidas pico de LH de la ovulación, típicamente durando unas 48 horas, después de lo cual vuelven a sus valores normales. En el hombre adulto, se esperan valores entre 7 a 24 unidades internacionales por litro (UI/L).[1] La determinación sanguínea de la hormona luteinizante es de utilidad en los estudios de fertilidad y en la planificación familiar.

Kit LH para la ovulación 

La detección del pico de LH en el ciclo menstrual ha tenido utilidad para mujeres que desean saber exactamente cuando ocurrió su ovulación. La LH puede ser detectada por predictores de ovulación, llamados Kit LH, usados diariamente con orina durante los días en que se espera que ocurra la ovulación.[6] La conversión de un valor negativo a uno positivo sugiere que la ovulación está por ocurrir en las siguientes 24 a 48 horas. Las parejas que estén planeando concevir pueden adaptar sus relaciones sexuales de acuerdo con estos resultados. La esperma puede permanecer viable dentro de la mujer por varios días, por lo que estas pruebas no se recomiendan como método anticonceptivo.

Patologías 

En niños o niñas con pubertad precoz de origen primario o hipofisiario, los niveles de LH y FSH pueden alcanzar valores dentro del rango de las edades reproductivas en vez de estar a niveles bajos, como es típico para sus edades. Durante los años reproductivos, se ven aumentos relativos de LH en pacientes con el síndrome de ovario poliquístico—la patología endocrina más frecuente en mujeres jóvenes.[7]

Elevación de la LH 

Los niveles persistentemente elevados de LH son un indicio de situaciones donde la restricción normal de la retroalimentación por parte de las gonadas está ausente o inhibida, causando la producción irrestringida por parte de la hipófisis, tanto de LH como FSH. Aunque ello es característico de la menopausia, es anormal en los años reproductivos, y pueden ser un signo de:[1]

  1. Menopausia precoz
  2. Disgénesia gonadal, Síndrome de Turner
  3. Castración
  4. Síndrome de Swyer
  5. Ciertas formas de hiperplasia suprarrenal congénita
  6. Insuficiencia testicular
  7. Anorquia
  8. Síndrome de Klinefelter

Deficiencia de LH 

La secreción disminuida de LH puede resultar por insuficiencia gonadal (hipogonadismo), una condición típicamente manifiesta en hombres con una insuficiente producción normal en el número de espermatozoides. En mujeres se observa comúnmente la amenorrea. Otros trastornos que causan valores muy bajos de secreción de LH, incluyen:

  1. Síndrome de Kallman
  2. Supresión hipotalámica
  3. Hipopituitarismo
  4. Desorden alimenticio
  5. Hiperprolactinemia
  6. Deficiencia de gonadotropina
  7. Terapias de supresión gonadal
    1. Antagonista de la GnRH
    2. Agonista de la GnRH

Disponibilidad 

La LH está disponible conjuntamente con FSH en la forma de Pregonal, y otras formas urinarias de gonadotropinas. Las formas más purificadas de gonadotropinas de procedencia urinaria pueden reducir la producción de LH en relación a la FSH. La LH recombinante estad disponible como una αLH. Todos estos medicamentos se han administrado por vía parenteral. Se usan generalmente en las terapias de infertilidad para estimular el desarrollo folicular. Con frecuencia los medicamentos con hCG se usan como sustituto de la LH por razón de que activa los mismos receptores. Se usa la hCG en algunos casos por ser menos costosa y tiene una más larga vida media—la hCG proviene de la orina de mujeres embarazadas.

 

http://es.wikipedia.org/wiki/Hormona_luteinizante 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres